martes, 13 de septiembre de 2011

La unión europea prohibe las plantas medicinales

Ganan las Farmacéuticas : Hierbas Medicinales desaparecerán en la UE.



Una gran mayoría de las hierbas medicinales se convertirán en ilegales en cualquier país de la zona euro mediante unas directivas (2001/83/EC y 2004/24/CE) que han dejado de lado a los ciudadanos europeos, puesto que se ha elaborado sin contar en absoluto con nuestra opinión. En la práctica significa que si estás enfermo solo podrás tratarte mediante los medicamentos que te venda la industria farmacéutica, porque seguro que nadie te ha dicho que a partir de abril del 2011 las plantas medicinales tendrán la consideración de medicamentos a todos los efectos. Además los pagarás al precio que esa industria decida.

A partir de YA: Los productos a base de plantas medicinales quedan definidos como “cualquier medicamento que contenga exclusivamente como sustancias activas una o varias sustancias vegetales”. Es decir, que a partir de ahora algo como el Aloe Vera o una manzanilla será considerado un medicamento.

  • Plantas ilegales: Se irán retirando paulatinamente las plantas medicinales contenidas en una lista negra, puesto que afirman que podrían ser tóxicas y no se ha comprobado fehacientemente sus beneficios. Bien, eso es rotundamente falso, la única verdad existente es que mueren muchísimas personas diariamente a consecuencia de los terribles efectos de los fármacos y ninguno de esos facinerosos mueve un dedo por evitarlo.




  • Mismo protocolo que los medicamentos: En la práctica significa que las plantas medicinales, incluso las que se han usado desde hace miles de años, deberán seguir los mismos procedimientos de fabricación y comercialización que los fármacos. También significará que el coste de elaborar un preparado mediante hierbas se multiplicará por 10.000, puesto que será necesario hacer estudios y ensayos para cada planta. Así, si un preparado está compuesto de varias plantas medicinales, se le deberá realizar un estudio por separado para cada una de ellas.




  • Costes: Como consecuencia de ello los costes de aprobar cada uno de los remedios naturales se situará entre los 100.000 y los 150.000 euros (cifras estimativas).




  • Antiguedad: Como he dicho, no importa que la hierba ya se haya utilizado durante mucho tiempo, puesto que recibirá el mismo trato que un medicamento. La única opción en que no será necesario hacer los estudios clínicos y preclínicos de un preparado alimenticio a base de productos naturales, es que todos sus componentes (plantas, hierbas, semillas) deberán demostrar al menos 30 años de uso, eficacia e inocuidad en la Unión Europea, 15 de ellos en algún estado miembro. Pero a la hora de comercializar un producto se aplicarán los mismos costosos protocolos y normas que a un medicamento. Aún no se sabe que pasará con las empresas que comercializan plantas como el Ginseng o las bayas de Goji que se cultivan fuera de la UE. Serán posiblemente ilegales a no ser que paguen un dineral para conseguir su comercialización.




  • Nueva legislación: Por lo tanto a partir del 1 de abril del 2011 cada empresa que venda o distribuya plantas medicinales deberá solicitar un nuevo permiso de distribución en la UE, que tendrá -como ya dije antes- los mismos requerimientos que cualquier medicamento para su comercialización, de lo contrario estará incurriendo en una ilegalidad que será castigada como un delito contra la salud pública.




  • Dinero ante todo: Para que te hagas una idea de por donde van los tiros pondré un ejemplo. Ya hay publicada una guía práctica para ayudar a las empresas. Se llama “Guía Práctica de Comercialización de Plantas Medicinales” y se vende en esta página (porque no es gratis), al módico precio de 325 euros + gastos de envío y + IVA. Y eso que esta guía solo es para saber que tienes que hacer para comercializar plantas medicinales, porque las empresas también necesitarán adquirir “Evaluation of Herbal Medicinal Products” (157 euros), “Herbal Medicines” (a 120 euros) y “Herbal Medicines” (tercera edición a 96 euros), todos ellos mas gastos de envío e IVA. Esto no es más que el principio, luego vienen los gastos de verdad con la realización de los estudios necesarios que tendrán que cumplir ciertos requerimientos.




  • Requerimientos: No hace falta que adquieras ningún libro para saber que necesitarás para poder comercializar una planta medicinal, ya te lo digo yo: Las solicitudes de autorización de un medicamento en el mercado “requerirán un expediente que contenga documentos relativos a los resultados de los análisis físico-químicos, biológicos o microbicidas, así como pruebas farmacológicas, toxicológicas y de lógica, sin olvidar los ensayos clínicos llevados a cabo en el producto para demostrar su calidad, seguridad y eficacia“. Todas estas pruebas y estudios tienen nombre: 150.000 euros.
    Por favor, señores diputados europeos, hablamos de plantas, no de un fármaco con peligrosos efectos secundarios.




  • Comité: Existe un comité a sueldo de la industria farmacéutica que ha decidido entre 2004 y 2010 que plantas se incluyen y cuales no en la lista blanca (plantas legales). Si visitas la página de los elegidos para formar ese comité, comprobarás en sus curriculums que absolutamente todos ellos han estado relacionados en algún momento de su vida con las grandes corporaciones farmacéuticas y apenas hay expertos en plantas medicinales, vergonzoso. Puedes visitar la lista de los integrantes de dicho comité y sus curriculums -con sus datos personales- en esta página de la UE.




  • Mercado negro: La directiva 2004/24/CE (que complementa a la 2001/83/EC) pretenden aprobarla a pesar de que todas las organizaciones y profesionales de la salud advierten que dará lugar a un “mercado negro de medicamentos a base de hierbas“.




  • Información: La información completa de lo que nos espera la puedes verla en la página oficial (o traducida al castellano por Mr Google)
  • No hay comentarios:

    Publicar un comentario